Luka Doncic: sí a la NBA y no a Eslovenia

Lo mismo le pone un tapón a LeBron James, que baila a James Harden para meter un triple en su cara… Sus actuaciones mejoran cada día, la magia se viraliza en sus vídeos. Luka Doncic compite sin complejos en su primera temporada en la NBA. Aquí en Europa ya sabíamos que es muy bueno, porque aquí hizo campeón continental a Eslovenia y de la Euroliga al Real Madrid. A sus 19 años ha cruzado el Atlántico con un palmarés completo, pero en Estados Unidos les importa poco lo que suceda en el Viejo Continente. Ya lo decía hace unos días Ricky Rubio: “La gente de este lado no valora lo que significa ser MVP de la Euroliga”. En la NBA se empieza de cero, no sirve de nada la carga que lleves en la mochila. Doncic ni siquiera fue elegido el número uno del Draft. Alguno se estará tirando de los pelos por ello.

Con sólo una treintena de partidos en su currículo, Doncic ya ha extendido el debate sobre sus límites. El referente europeo viste su misma camiseta de Dallas Mavericks desde hace 21 años: Dirk Nowitzki, el único jugador fuera de Norteamérica que ha sido MVP de la Liga Regular y de las Finales. También lucen en el horizonte Tony Parker y Pau Gasol. Paralelamente, Doncic se ha quejado del absurdo sistema de la FIBA que ha sacado a Eslovenia del Mundial. Sin que esto suponga una defensa de las Ventanas, lo cierto es que Doncic debe asumir su parte de culpa, porque pudo jugar cuatro partidos en verano y no lo hizo para no arriesgar su futuro contrato. Está en su derecho, pero la eliminación también es suya. Sin su selección en los grandes campeonatos, ahora sólo podremos disfrutarle en la NBA. Y mucho.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.