Un segundo cuarto lamentable hunde al Barça en Tel Aviv​

Cuando a la segunda mejor defensa de la Euroliga (75,8 puntos por partido) le endosan en un cuarto 34 puntos, con una serie de 8 de 10 triples, para irse al descanso con un escandaloso 57-35 ya no hay nada que evite la derrota. Esto le ha sucedido hoy al Barça Lassa ante el Macabbi en Tel Aviv, que ha puesto fin a la racha azulgrana de cinco victorias europeas consecutivas (99-83).

Solo la reacción del equipo de Pesic en el último cuarto (14-31), con todo ya decidido, maquilló un varapalo de escándalo (78-40, min.27), pero eso no puede ocultar el mal momento de Chris Singleton, de nuevo en blanco (0 de 4) o Kyle Kuric, con 2 puntos (1 de 3), que lastra el ataque azulgrana. Si, además, el resto de hombres claves no tienen su día, todo se viene abajo. Suerte que los 'obreros' Ribas (11 puntos), Oriola (12) y un poco habitual Rolands Smits (10), salvaron los muebles al final.

El primer cuarto, con un mal arranque azulgrana (9-2, min.3), obligó a Pesic a cambiar a un Heurtel descentrado por la marca de Deandre Kane. Eso se arregló con las buenas acciones de Hanga y Tomic, que ayudaron a darle la vuelta al marcador (11-12, min.6) en los mejores momentos de los barcelonistas. La entrada de John Di Bartolomeo revolucionó el choque y los israelís dominaban al final del primer cuarto con un apretado 23-20 y con Séraphin haciendo daño en la zona local.

Y el desastre llegaba en los primeros tres minutos del segundo cuando el equipo de Pesic encajaba cuatro triples seguidos (35-27, min.13). El técnico paraba el partido y colocaba a Pau Ribas como base en solitario. Además, Singleton seguía nulo en ataque y Kuric no encontraba posición de tiro, quedando el equipo colapsado en ataque. Solo Pau Ribas daba la cara a nivel ofensivo y la lluvia de triples siguió, cuatro más, para cerrar un cuarto para olvidar con un parcial de escándalo (34-15).

Con 57-35 al descanso, Pesic siguió apostando con Ribas de base. A pesar de ello, Singleton seguía errático y cometía la tercera falta, a la cual le prosiguieron dos triples más (O'Bryant y Kane) para que la ventaja macabea llegara a 30 puntos (70-40, min.24). 

Pesic paraba de nuevo el partido y daba entrada a Jaka Blazic y Oriola por Singleton y Hanga, totalmente superados por la ofensiva local. Con 74-40 (min.26) volvía Heurtel por Ribas y Rolands Smits relevaba a Tomic, pero llegaba la máxima ventaja local (78-40, min.27).

Se produjo una pequeña reacción azulgrana con canasta de Blazic y triples de Oriola y Heurtel (79-48, min.28), pero el Maccabi apretó de nuevo para llegar al último cuarto con 85-52. Además de la sangría en el tiro exterior, el dominio de Maccabi también era demoledor en la pintura (18 de 21).

La salida del Barcelona, quizás ante la relajación del campeón israelí, fue arrolladora con un parcial de 0-20 (85-72, min.35) con triples de Heurtel, Smits (2), Oriola, Ribas y Blazic, obligando a Sfairopoulos a pedir su segundo tiempo en menos de cuatro minutos. Scottie Wilbekin y Tarik Black volvían a entrar en juego y llevaban a un parcial de 7-0 (92-72, min.36) que hacia despertar algo a su equipo. Con Singleton, Séraphin, Hanga, Tomic y Heurtel en el banco, Smits, Oriola, Ribas, Pangos y Blazic se vaciaban para capear el temporal y lograr cerrar el choque con un más o menos digno 99-83 tras un parcial de 14-31 en el cuarto final.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.