Marcelinho da una victoria clave al Baskonia en la Euroliga

El Baskonia comenzó mejor el partido, frenando el potencial ofensivo de los de Pianigiani. Habían transcurrido 4 minutos y los lombardos llevaban tan sólo 2 puntos. Con el 10-4 del minuto 6, el técnico italiano pidió su primer tiempo muerto. Y le dio resultado porque sus jugadores endosaron un parcial de 0-8 a Kirolbet con un Mike James estelar. Garino volvió a jugar pero su presencia fue intrascendente por falta de ritmo tras un largo periodo de inactividad  debido a una lesión de rodilla. De hecho, se notaba que forzó un poco.

Las diferencias fueron aumentando en la segunda entrega  (25-33, min.14)  porque los vitorianos apenas defendían. En un tiempo muerto, Perasovic les reprochó que el partido se estaba yendo a los 50 en contra al descanso. Y no se equivocó ya que terminó ese segundo cuarto con un inquietante 42-49. Mike James llevaba, a esas alturas, 17 puntos. No le podía parar nadie, ni Huertas, ni Vildoza, ni cualquier otra opción. Milán llegó a ir ganando de 14 con el 35-49 pero un buen esfuerzo final de Baskonia le permitió recortar las diferencias.

Las cosas cambiaron de forma clara en la segunda parte. De hecho, el parcial de los últimos 20 minutos fue de 38-26. James no anotó en el tercer cuarto, quizás afectado por un golpe de su cabeza con la cadera de Vildoza. Para el minuto 25, el compromiso estaba empatado a 53. A partir de ahí, los de Perasovic no le perdieron la cara al marcador y fueron siempre por delante. Ese tercer periodo terminó con un 20-10 y un Shields comprometido. Los locales empezaron a dominar el rebote y leyeron muy bien el partido.

De hecho, en los últimos instantes, incluso fueron capaces de mantener la diferencia por encima de 3 y llevarse el average particular. Diop estuvo muy intenso en el último cuarto y los bases jugaron con cabeza tanto en defensa como en ataque. En el Mediolanum, el conjunto italiano había ganado por 93-90 por lo que victoria fue doble. James falló dos tiros libres y un triple lejano en los últimos instantes por lo que la grada también se llevó su venganza particular con el base estadounidense que no quiso renovar en Vitoria y que luego se caracterizó por ser bastante faltón en las redes sociales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.