Anthony Davis dice no al Mundial para centrarse en los Lakers

Anthony Davis no estará en el Mundial de China con Estados Unidos. El ala-pívot fue incluido en la prelista de 20 jugadores que se anunció el pasado 10 de junio, pero un mes después ha decidido que renuncia al torneo para centrarse en la pretemporada con su nuevo equipo, Los Angeles Lakers. Davis es la última baja americana en un lista de estrellas que tampoco estarán para intentar revalidar la corona mundial y entre los que destacan LeBron James, Kawhi Leonard o Stephen Curry, además de los lesionados Kevin Durant y Klay Thompson.

La información ha sido adelantada por Chris Haynes en Yahoo Sports, que explica que el motivo de esta renuncia es "utilizar la mayor parte de la pretemporada en preparar el asalto al título con su nuevo equipo". Además de los entrenamientos con los Lakers y las vacaciones, también utilizará el verano para participar en el rodaje de Space Jam 2, segunda parte de la famosa película de los 90 con Michael Jordan. En este caso el protagonista será LeBron James, nuevo compañero de Davis en Los Ángeles.

El Mundial comienza el 31 de agosto y si Estados Unidos llega a la final, algo que parece factible, terminaría su participación el 15 de septiembre. Eso le dejaría sin apenas tiempo para coger la dinámica con su nuevo equipo antes del primer partido de pretemporada de los Lakers, el próximo 5 de octubre ante los Warriors, en lo que supondrá el estreno del Chase Arena de San Francisco.

A pesar de todas estas bajas para China, Estados Unidos sigue teniendo un equipo muy potente. En las posiciones interiores Gregg Popovich, que se estrenará como seleccionador nacional en este torneo, aún tiene una larga lista de opciones entre los 20 seleccionados: Brook Lopez, Kevin Love, Andre Drummond, LaMarcus Aldrige, Paul Millsap y Myles Turner.

Optimista con los Lakers

El pasado sábado Davis fue presentado oficialmente en Los Ángeles como nuevo jugador de los Lakers y en la rueda de prensa se le vio muy confiado sobre las opciones de su nuevo equipo de cara a pelear por el campeonato. "Pongo a nuestro equipo por encima de cualquiera", comentaba el jugador. "En una serie a siete partidos creo que saldríamos victoriosos".

El fichaje de Anthony Davis ha sido el gran movimiento del verano para los Lakers. Para conseguir al ala-pívot tuvieron que mandar a Nueva Orleans gran parte de su futuro. Se marcharon Lonzo Ball, Brandon Ingram, Josh Hart y tres primeras rondas de draft. Pero más allá de Davis los Lakers han hecho borrón y cuenta nueva para intentar llegar a sus primeros playoffs desde 2013 con una transformación total de su plantilla.

Danny Green llega de los Raptors como flamante campeón para dar al equipo tiro exterior y defensa en el perímetro. Quinn Cook, desde los Warriors, y Kentavious Kaldwell-Pope, que renueva con lo angelinos, reforzarán los puestos de base y escolta, junto con Avery Bradley, proveniente de los Memphis Grizzlies. Y en el juego interior, además de renovar a JaVale McGee también han traído como agente libre a DeMarcus Cousins, que se vuelve a reunir con Davis, con el que coincidió un año y medio en los Pelicans.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.