La bota de Greg Wiltjer

La carambola parecía imposible. Un adolescente apasionado por el baloncesto, una ciudad pequeña del Norte de España, y la celebración de una fase semifinal de un Mundobasket no podían coincidir en tiempo, espacio, afición y mi persona. No daba crédito. … Seguir leyendo