North Carolina y Gonzaga caen en un sábado de locura

El sábado se vistió de thriller. Aunque las expectativas no eran bajas, fuimos testigos de una de las mejores veladas en lo que llevamos de temporada. La emoción y el espectáculo estuvieron al orden del día a la par que North Carolina y Gonzaga se veían sorprendidos y Michigan State salvaba los muebles. Una cosa queda clara, este año (más que nunca) no hay favoritos que valgan.

Javan Felix and Shaka Smart

Upset con polémica

La locura se adueñó de Austin en un partido que no dejó indiferente a nadie. Los Longhorns eran una nueva prueba de nivel para medir el resurgir de North Carolina, pero los chicos de Shaka Smart no iban a amedrentarse ante el desafío. Justin Jackson daría el primer golpe de un intercambio que no cesaría hasta el final del encuentro. La pluralidad de los Tar Heels saldría a relucir en un Isaiah Hicks que sin embargo, no conseguía marcar diferencias. Y es que la agresividad visitante sería contrarrestada con descaro. De la mano del dúo Javan Felix-Isaiah Taylor, Texas no renunciaba a un ritmo frenético donde la igualdad era la pauta. Tan pronto como Nate Britt intentaba ser el revulsivo, Eric Davis Jr. irrumpía para dejar claro que esto iba en serio.

A la salida de los vestuarios, los de Chapel Hill querían hacer de su superiodidad física su vía de escape. Brice Johnson saldría a escena, pero el rival tenía respuesta para todo. Como Javan Felix, que erigido como líder, no dudaba en batirse en duelo con Marcus Paige. La tónica permanecía intacta, North Carolina seguía por delante, pero con Texas pisándole los talones. Cuando todos los ojos estaban puestos en el perímetro, los Longhorns harían del rebote su bastión. Con Cameron Ridley dominando la zona, las segundas oportunidades harían reaparecer los fantasmas en UNC. Llegaba la hora de la verdad, y pese al liderazgo de Paige, los locales tendrían bola de partido. Isaiah Taylor fallaba en su intento de sentenciar, pero la controversia estaba por llegar. En la lucha por el rechace, Connor Lammert se llevaba por delante a Marcus Paige, dejando un balón suelto que Javan Felix no desaprovechó para culminar la sorpersa. La incredulidad de unos contrastaba con el furor de unos Longhorns que buscan un punto de inflexión. (82-84)

UCLA vuelve a sorprender

Tras caer en su primer partido ante Monmouth, pocos podían creer que los Bruins podían causar sensación. Con la victoria frente a Kentucky aún en la recámara, UCLA se presentaba en el feudo de Gonzaga sin reparos, como demostraban en un inicio fulgurante. Un vendaval ofensivo que protagonizado por Isaac Hamilton, sólo veía oposición en el acierto de Kyle Wiltjer. Las cosas se calmaban, pero siempre con los angelinos por delante en el marcador. Domantas Sabonis ponía la alternativa, pero la fluidez ofensiva del rival acaparaba los focos.

Con el lituano en estado de gracia, los Bruins necesitaban ofrecer solidez en la pintura. Y ahí, Tony Parker hacía acto de presencia. UCLA gozaba así de un equilibrio que los Bulldogs no encontraban. Josh Perkins no era suficiente para apoyar a su pareja interior, y los de Mark Few volvían a ser previsibles. Por su parte, Steve Alford vería en Jonah Bolden a su Factor X para compensar centímetros, convirtiéndose en el perfecto escudero de un Hamilton que se mantenía implacable. En la recta final, Eric McClellan aparecía, pero el temple de su oponente sería el mejor valedor para decidir el choque. (71-66)

Los Spartans sobreviven

No íbamos a ver brillo, pero sí gen competitivo. Michigan State y Florida se pusieron el mono de trabajo en una batalla donde las defensas iban a ser protagonistas. Tan pronto como Denzel Valentine intentaba llevarse el partido a su terreno, Dorian Finney-Smith representaría el oficio de los Gators. Con Kasey Hill a los mandos, los de Michael White resistían los embistes.

En la segunda mitad, Brynn Forbes amenazaba con dinamitar el partido desde el perímetro, pero Chriz Chiozza no dudaría en hacer la réplica. Pese a las dificultades para anotar, Tom Izzo lo tenía claro, los detalles iban a marcar la diferencia. El primer pilar sería el rebote. Una faceta que una vez más, resaltaría la labor coral de los de East Lansing. Lo mismo ocurría con la circulación de balón, ya que lejos del acierto, MSU conseguía involcurar a todos sus efectivos para frenar el coraje visitante. Seis canastas asistidas de forma consecutiva reflejaban la cohesión de un equipo que sabía aprovechar su oportunidad. Si bien los Gators no se rendían, el sentido colectivo del #1 del país decantaría la balanza. (58-52)

Gary Payton II deja uno de los mates del año

Tras una primera parte de ensueño, parecía cocinarse el upset para Oregon State, pero Kansas les despertó del sueño. Sin embargo, Gary Payton II se encargó de regalarnos uno de los mejores mates de la temporada.

 

Otros resultados destacados:

  • Oregon State 67-82 Kansas
  • Arizona State 58-72 Kentucky
  • Tennessee 86-94 Butler
  • Oregon 72-74 Boise State
  • Utah 50-67 Wichita State
  • Ohio State 55-75 UConn
  • Marquette 57-55 Wisconsin
  • Auburn 81-88 Middle Tennessee (OT)
  • BYU 83-92 Colorado
  • Mississippi State 67-UMKC

Actuaciones destacadas:

  • Javan Felix (vs North Carolina): 24 puntos, 3 rebotes, 2 asistencias
  • Elijah Brown (vs Northern Iowa): 25 puntos, 7 rebotes, 2 asistencias
  • Buddy Hield (vs Oral Roberts): 30 puntos, 2 rebotes, 2 asistencias, 5 robos
  • Isaac Hamilton (vs Gonzaga): 20 puntos, 3 asistencias, 3 robos
  • Kevin Punter (vs Butler): 27 puntos, 3 asistencias
  • D’Vauntes Smith-Rivera (vs UNC Wilmington): 27 puntos, 5 asistencias
  • Kahlil Felder (vs Toledo): 34 puntos, 3 rebotes, 6 asistencias, 3 robos