Yale y Arkansas Little-Rock sorprenden en el primer día del Gran Baile

 Tras el aperitivo del First Four, el baloncesto universitario se vistió de gala para un Gran Baile que ya desde el primer día, no quería dejar indiferente a nadie. Mientras Yale y Arkansas Little-Rock presentaron su candidatura a Cenicienta, Wichita State y Gonzaga resurgieron entre las dudas. Los grandes favoritos no fallaron.

Makai Mason y Josh Hagins, los primeros héroes del Madness

Marzo es tiempo de emoción, sorpresas y por supuesto, héroes. Y si no, que se lo digan a Makai Mason. Yale se presentaba ante Baylor sin complejos, pero sobre todo, con un protagonista dispuesto a dar la primera campanada del March Madness. Los Bears no estaban cómodos. Ni encontraban soluciones defensivas ni conseguían imponer su físico. Todo lo contrario que unos Bulldogs envalentonados, efectivos y con la cabeza fría. Llevaban las riendas del encuentro y ante cualquier atisbo de remontada, ahí estaba Mason. Sin embargo, los tejanos acabaron apareciendo, también con un nombre propio: Taurean Prince. Exhibición desde el perímetro que mantenía con vida a los suyos, y que aprovechaba el desgaste físico del rival para devolver la igualdad al encuentro.

Lejos de amedrentarse, Yale hizo frente a la tensión, minimizando daños y aferrándose a la línea de personal. Una y otra vez, ahí estaba Makai Mason, pero también una defensa impecable. Pese a todo, Prince se negaba a perder. Su acierto parecía casado con la épica, dándole a los suyos la oportunidad para salvar los muebles. Pero nada más lejos de la realidad. Una pérdida de Lester Medford le daba a Yale la primera victoria de su historia en el March Madness. Queda demostrado, los nerds también la saben meter. (79-75)

Josh Hagins no se queda atrás, ni mucho menos. La gesta de Arkansas Little-Rock ante Purdue tuvo dos ingredientes: Su determinación y la irregularidad de los Boilermakers. Lo que parecía un partido bajo control acabó en tragedia para un Matt Painter, que después del descanso, perdió hasta la iniciativa táctica. La cara de Chris Beard lo decía todo, y es que con un Hagins imparable, el choque ahora estaba de su lado. Alentados por su entrenador, los Trojans resistían en la pintura a la par que contaban con un invitado sorpresa: Lis Shosi. El de Kosovo parecía materializar la remontada, pero hubo que tirar de épica. Tres abajo, 20 segundos y un Josh Hagins dispuesto a asumir la responsabilidad. No falló. Desequilibrado, con uno encima y a 9 metros del aro. Daba igual. Nos íbamos a la prórroga.

El colapso de Purdue era una realidad. Sólo Vince Edwards y AJ Hammons eran capaces de mantener a flote a los suyos, y aún así, no perdían la cara. El cansancio empezaba a notarse en Little-Rock, y una buena acción de Edwards les devolvía la patata caliente. Hagins de nuevo. Ataque rápido, absorbió el contacto y billete a la segunda prórroga. Esta vez sería la definitiva. Los Trojans darían una lección de frialdad, y de control de una ventaja. El artífice, cómo no, Josh Hagins. Con el respaldo defensivo, se encargaría de cosumar la gesta. (85-83)

Sólo Duke sufre entre los favoritos

Salvaron los muebles, pero coquetearon con el drama. Reaparecieron los fantasmas de Lehigh y Mercer a una Duke que sufrió de lo lindo para batir a UNC Wilmington. Personalidad, descaro y un ritmo de vértigo, con Craig Ponder de puntal, los Seahawks nunca tiraron la toalla. Coach K no encontró su vía de escape en la talentosa batería exterior, sino en su soldado más aguerrido. Marshall Plumlee fue el factor diferencial. Su dominio bajo los aros fue una losa demasiado pesada para un rival con problemas de faltas y dependiente de su quinteto titular. Las lecturas de Plumlee bien valían el pase a la siguiente ronda. Se las verán con Yale. (85-93)

La tarea no fue sencilla tampoco para Iowa State. En un auténtico choque de trenes ofensivos, los Cyclones demostraron a Iona que en su terreno, se necesitan de muchos más efectivos. Y es que los recitales de Jordan Washington y AJ English no fueron suficientes. La dirección de Monte Morris y la versatilidad de Georges Niang marcaron el camino de un equipo, que sin embargo, tuvo que volver a pisar el acelerador al final. Los Gaels cayeron con las botas puestas. (81-94)

El susto apenas duró 20 minutos para North Carolina. Florida Gulf Coast iba en serio, e hizo a los Tar Heels sacar todo sus armas. Pluralidad y físico, la fórmula volvía a salir a la perfección. Brice Johnson impuso su ley bajo los aros para sellar el triunfo (67-83). Parecido fue el caso de Indiana. La segunda unidad de Chattanooga exigía a los Hoosiers una marcha más, y Yogi Ferrell se la concedió Con Max Bielfeldt y OG Anunoby de escuderos, los de Tom Crean marcaron un tempo ofensivo incalcanzable para Chattanooga. El dinamismo ofensivo de los de Bloomington ya avisa. (74-99)

Se enfrentarán con Kentucky, y sí, tendremos uno de los duelos más esperados del Gran Baile. Sabedores del peligro de Stony Brook, los Wildcats se limitaron a aislar a su estrella. Jameel Warney se echó el equipo a las espaldas, pero estaba demasiado sólo. El permanente asedio del dúo Ulis-Murray, los intangibles de Isaiah Briscoe e incluso el buen hacer interior de Skal Labissiere cimentaron un triunfo que nunca corrió peligro. (57-85)

Más apuros pasaron Miami y Utah ante Buffalo y Fresno State respectivamente. Tanto la pareja Rodriguez-McClellan como Jakob Poeltl tuvieron que dar su mejor versión para evitar sendas sorpresas. Todo lo contrario que Kansas y Virginia, que apearon sin paliativos tanto a Austin Peay como a Hampton. Meros trámites que ratifican su gran estado de forma.

Gonzaga y Wichita State resurgen

La temporada regular de los Shockers no ha sido buena, pero en marzo, son otra historia. Ron Baker y Fred VanVleet quieren despedirse con la puerta grande, y Arizona fue la víctima. Ante los problemas de dirección de los Wildcats, Wichita State reafirmó su defensa como mejor argumento. Cohesión, disciplina, pero sobre todo, constancia. Los de Gregg Marshall nunca bajaron la retaguardia, y aunque su ataque no brillaba, hacían de las pérdidas rivales su mejor sustento ofensivo. En los de Sean Miller nadie del núcleo duro salió a la palestra, y las 19 pérdidas terminaron por poner fin a su campaña. (65-55)

Otro equipo que se transforma en marzo es UConn. Sin embargo, los Huskies tendrían que esperar a la segunda parte para demostrarlo. Josh Scott llevaba en volandas a una Colorado que hacía mucho daño en la zona, y Kevin Ollie tuvo que responder. Los ajustes funcionaron, y tras el descanso, el partido cambió de cara. Con la defensa como motor, Connecticut se aferró a la polivalencia de Daniel Hamilton y la irrupción de Rodney Purvis para sellar una victoria no exenta de sufrimiento. Kevin Ollie sigue sin conocer la derrota en el Madness. (74-67)

Para acabar con el sueño de Seton Hall, el plan de Gonzaga era muy claro: Tenían que optimizar su superioridad interior. Y no se desviaron un ápice. Desde el principio, la prioridad fue el rebote, y el control del mismo fue total. Los Pirates estaban incómodos, Isaiah Whitehead desacertado y el equipo, en general, impotente. El ataque de los Zags no era mucho mejor, pero sí sabían a quien tenían que buscar. Domantas Sabonis se erigió como el amo y señor del encuentro, y su dominio no obtuvo respuesta. Ritmo lento y un lituano desatado, Mark Few conseguía eliminar a una de las sensaciones de la temporada. (68-52)

La emoción que faltó en éste último sobró en el Providence-USC. Así le dio Rodney Bullock a los Friars su primera victoria en 19 años en el March Madness. Pizarra y pillería:

Otros resultados destacados:

  • (9) Butler 71-61 (8) Texas Tech
  • (16) Hampton 45-81 (1) Virginia
  • (16) Austin Peay 79-105 (1) Kansas
  • NIT – Valparaiso 81-69 Florida State

Actuaciones destacadas:

  • Makai Mason (vs Baylor): 31 puntos, 6 rebotes, 4 asistencias
  • Josh Hagins (vs Purdue): 31 puntos, 7 rebotes, 6 asistencias
  • Marshall Plumlee (vs UNC Wilmington): 23 puntos, 8 rebotes
  • Domantas Sabonis (vs Seton Hall): 21 puntos, 16 rebotes, 4 asistencias
  • Yogi Ferrell (vs Chattanooga): 20 puntos, 10 asistencias
  • Monte Morris (vs Iona): 20 puntos, 8 asistencias, 3 robos
  • Jakob Poeltl (vs Fresno State): 16 puntos, 18 rebotes, 4 robos
  • Angel Rodriguez (vs Buffalo): 24 puntos, 7 rebotes, 4 asistencias
  • Anthony Gill (vs Hampton): 19 puntos, 7 rebotes, 4 asistencias
  • Brice Johnson (vs FGCU): 18 puntos, 7 rebotes, 8 tapones
  • Jameel Warney (vs Kentucky): 23 puntos, 15 rebotes
  • Marvelle Harris (vs Utah): 24 puntos, 4 rebotes, 6 asistencias
  • Sviatoslav Mykhailiuk (vs Austin Peay): 23 puntos
  • Josh Scott (vs UConn): 23 puntos, 11 rebotes